SeaSucker
SeaSucker
Shimano






23 de marzo de 2017



Noticias de ciclismo

EsCiclismo.com · Competición Carretera · 03/06/2015.

Patrick Seabase tratará de cruzar los Pirineos en una bici sin cambios ni frenos


Patrick Seabase tratará de cruzar los Pirineos en una bici sin cambios ni frenos

A partir de hoy, 3 de junio, Patrick Seabase afronta uno de los retos más duros planteados por un ciclista y que pondrá a prueba las dos grandes cualidades perseguidas por este deporte, tan emparentado con el sufrimiento: la condición física y la fortaleza mental.

Seabase necesitará de ambas para completar un reto que rescata la primera etapa de montaña del Tour de Francia de 1.910, disputada entre Bagnéres de Luchon y Bayona. Serán 300 kilómetros a través de los Pirineos y de sus puertos míticos (Peyresourde, Aspin, Tourmalet, Aubisque y Osquich) a bordo de una bicicleta que más que un aliado será un rival: sin cambio con el que hacer más llevaderas las ascensiones (ni punto muerto) ni frenos que le aseguren en los descensos. Una bicicleta para una aventura a piñón fijo.

Precisamente la elección de una bicicleta fixie como ésta pretende recrear algunas de las condiciones que los pioneros del ciclismo se encontraron a comienzos del siglo XX. No habrá, como entonces, carreteras apenas asfaltadas y animales salvajes campando a sus anchas por las montañas francesas, pero el periplo de Seabase será igualmente duro porque el ciclista suizo tendrá sus piernas en constante movimiento durante las más de 15 horas que dure su aventura y se jugará el físico en los descensos, obligado como estará a derrapar para reducir la velocidad. No en vano, Seabase calcula que utilizará hasta tres neumáticos traseros para completar su proyecto.

El perfil del recorrido tampoco puede ser más hostil. El suizo comenzará su maratón de ascensos con el Peyresourde, aún de madrugada. Tras él llegará el Aspin y el mítico Tourmalet con sus 17 kilómetros y sus 21 curvas. La cima más popular de las montañas francesas marcará el ecuador de la aventura para Seabase, que aún tendrá por delante el interminable Aubisque (30 kilómetros) y el engañoso Osquich, un rompepiernas. Tras ellos, aún le restarán 80 kilómetros de `rodillo´ hasta meta, distancia suficiente para castigarle definitivamente.

"Será una paliza sin tregua, tengo que moderarme y graduar las fuerzas porque de lo contrario me irá mal. Pero si consigo llegar al Osquich, creo que podré llegar hasta el final".

Eso supondrá superar 6.000 metros de desnivel o, lo que es lo mismo, el mismo esfuerzo que subir escaleras ininterrumpidamente durante 42 horas. La aventura se podrá seguir en directo a través del Live Tracking en la web oficial del proyecto.

Los puertos:

-Col de Peyresourde: 1.569 metros de altitud – 15,2 Km de distancia – 6,1% desnivel medio.
-Col d’Aspin: 1.489 metros – 12,3 Km – 6,3%.
-Col du Tourmalet: 2.115 metros – 17,2 Km – 7,4%.
-Col d’Aubisque: 1.709 metros – 30,2 Km – 4,1%.
-Col d’Osquich: 507 metros – 5,1 Km – 5,7%.

Foto: Red Bull / Gian Paul Lozza

Cpmpartir en Whatsapp


Otras noticias:

Spiuk BKOOL Larra Larrau CampagnoloVolta
Chain Reaction Cycles

Marchas cicloturistas





Buscar en EsCiclismo