Ropa Northwave
Ropa Northwave
Mountain Bike






10 de diciembre de 2016


GT

Noticias de ciclismo

EFE · Competición Carretera · 18/07/2016.

Tour de Francia: Cancellara, la `locomotora de Berna´, hoy duerme en casa


Tour de Francia: Cancellara, la `locomotora de Berna´, hoy duerme en casa

Fabian Cancellara (Trek-Segafredo) no es ni escalador ni sprinter, pero su carisma y su talento le han convertido en uno de los personajes más importantes de la caravana del Tour de Francia, que hoy quiso rendirle homenaje terminando en su ciudad natal.

El suizo, el quinto ciclista que más etapas contrarreloj ha ganado en la ronda gala, el hombre que más veces ha vestido el maillot amarillo sin haber ganado al final la carrera, es, sin haber sido nunca uno de los favoritos, un `capo´ del pelotón.

La imagen de `Espartaco´ deteniendo al pelotón en 2010 tras una caída de los hermanos Schleck, que estaban en su equipo, muestra bien el ascendente que el ciclista helvético tiene en la carrera que disputa por undécima vez.

Una participación que no estaba programada en su calendario antes de que los organizadores decidieran llevar al pelotón a las puertas de su casa, en Berna, en cuyos arrabales nació hace 35 años.

La meta de la etapa está situada a 3 kilómetros, "8 minutos en bicicleta", según sus palabras. No tenía opción.

Cancellara aseguró al inicio del Tour que la recta final de la temporada, la última que hará como ciclista en activo, tenía dos grandes citas: la etapa de Berna y la contrarreloj de los Juegos Olímpicos.

El primero se ha escapado entre los arcanos de un final acelerado, en un terreno que parecía diseñado a su medida, escarpado y con adoquines, pero en el que el suizo no ha sido capaz de mostrarse a la altura del Tour. Como le viene sucediendo toda esta temporada.

"Era un final muy difícil de controlar, todos los buenos iban a por el triunfo y a mí me faltaban fuerzas", aseguraba el suizo.

Cancellara señalaba que correr en sus calles "es especial, pero no suficiente para ganar. No me gusta el calor. Ayer perdí más de 5 kilos", indicaba.

Pero la etapa de Berna no deja duda de que Cancellara es una pieza importante del ciclismo de la última década. Desde su triunfo en el prólogo de Lieja en 2004, cuando además se enfundó su primer jersey amarillo, el helvético se ha labrado un hueco en la historia de la carrera.

Siete de sus ocho triunfos de etapa los ha conseguido en la lucha contra el crono, lo que le sitúa como el mejor especialista en esa disciplina en la ronda gala por detrás de los cuatro pentacampeones: Jacques Anquetil, Eddy Merckx, Bernard Hinault y Miguel Indurain.

Pero quizá la que recuerda con más cariño el ciclista de Berna es la que consiguió en 2007 en las calles de Compiegne. Y no solo porque lo hiciera en una ciudad que tiene especial ascendencia en un ciclista que ha ganado tres veces la París-Roubaix, que suele empezar en esa ciudad. Y no solo porque fuera su único triunfo de etapa en línea. Además, porque lo consiguió de forma épica, "a la Cancellara".

El suizo puso toda la potencia en su pedalada y logró destacarse de un pelotón dirigido a velocidad de crucero por los equipos de los sprinters. Pocos ciclistas son capaces de adelantar a un tren en marcha, que iba lanzado hacia una escapada de cuatro.

Vestido de amarillo, Cancellara salió como una moto, superó a los escapados y ni el ferrocarril de los lanzadores lograron detenerle, por lo que entró en meta con los brazos en alto.

Su cara al término de aquella etapa era la de un ciclista pleno, que había logrado un sueño.

Como lo fue un poema cuando, con ese mismo maillot amarillo, al año siguiente cruzaba la meta respaldado por dos compañeros, con el hombro dolorido tras una dura caída que le impidió tomar la salida al día siguiente.

Fue su último día de líder en la ronda gala, el vigésimo noveno de toda su carrera, el que más veces lo ha lucido sin haberlo tenido luego en el pódium final de París.

Cancellara se divierte en su última gira como ciclista. Sabe que no está para competir con los mejores, pero que los mejores le tienen el respeto que merece su carrera.

"Es una leyenda", asegura el eslovaco Peter Sagan (Tinkoff), que cuando en 2012 ganó su primera etapa en el Tour, con meta en Seraing, se la arrebató al suizo, que fue segundo.

Recuerdos que se lleva Cancellara de un Tour que en su última ronda se toma con tranquilidad: "En la jornada de descanso de mañana me tomaré una cerveza. El vino lo dejo para cuando lleguemos a París".

Luis Miguel Pascual

EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.

Cpmpartir en Whatsapp


Otras noticias:

Spiuk

BKOOL

Campagnolo

Bicicletas eléctricas

Chain Reaction Cycles

Marchas cicloturistas

XXIII Caminos de la Sierra

XXIII Caminos de la Sierra

11 de diciembre de 2016

V BTT da Chourizada de Oia

V BTT da Chourizada de Oia

15 de enero de 2017

XIII Maratón MTB Guzmán el Bueno

XIII Maratón MTB Guzmán el Bueno

01 de abril de 2017

XVII Tierra de Vinos Requena

XVII Tierra de Vinos Requena

02 de abril de 2017

Škoda Gran Fondo Priorat

Škoda Gran Fondo Priorat

09 de abril de 2017





Buscar en EsCiclismo